Cambiar Nav
Mi carrito
mobile icon

Vestiduras del palacio, Las

Colección Cultura Universitaria
Tema

 CÓMO CITAR
            object(stdClass)#3196 (6) {
  ["type"]=>
  string(2) "03"
  ["typeonixlist"]=>
  string(3) "153"
  ["audience"]=>
  string(2) "00"
  ["audienceonixlist"]=>
  string(3) "154"
  ["content"]=>
  object(stdClass)#3209 (1) {
    ["spa"]=>
    string(1503) "

Transformar, como destruir –parece ser el signo de esta época–. En contraparte, Angelina Muñiz-Huberman, a través de los poemas de Las vestiduras del palacio, contempla y edifica una plural variedad de palacios. Cada uno posee una singular naturaleza y estilo propio.

Muñiz-Huberman, Premio Nacional de Literatura 2018, nos guía por el camino de los iniciados hacia una comprensión de las más altas y nobles capacidades del espíritu humano. nos previene: "los heijalot fueron poemas hebreos místicos de la Edad Media basados en la imagen del palacio como símbolo de lo sagrado".

Contemplamos más de 60 palacios, con cuatro diosas errantes y su geografía de diverso orden –corroboramos–: nunca estuvieron en el mundo sino hasta ahora. Cada palacio ofrece la posibilidad de observar nuestro tiempo con una mente lúcida, sensible, capaz de concebir un amor poderoso que transforme con la sola caricia de la mirada o del corazón.

Así, la autora formula un libro iniciático, un texto revelador, una obra necesaria. Las vestiduras del palacio es un aprendizaje de la claridad, del conocimiento, de las extraordinarias percepciones: la senda donde contemplamos, palacio tras palacio, un saber que apunta a lo más elevado de nuestra creatividad y razonamiento.

Un palacio no es un castillo, aprenderemos. Un palacio es asunto de cuentos de hadas, descubrimos también. Un palacio es un espacio donde Hamlet languidece. O algo más...

" } ["label"]=> object(Magento\Framework\Phrase)#10315 (2) { ["text":"Magento\Framework\Phrase":private]=> string(11) "Description" ["arguments":"Magento\Framework\Phrase":private]=> array(0) { } } }

Transformar, como destruir –parece ser el signo de esta época–. En contraparte, Angelina Muñiz-Huberman, a través de los poemas de Las vestiduras del palacio, contempla y edifica una plural variedad de palacios. Cada uno posee una singular naturaleza y estilo propio.

Muñiz-Huberman, Premio Nacional de Literatura 2018, nos guía por el camino de los iniciados hacia una comprensión de las más altas y nobles capacidades del espíritu humano. nos previene: "los heijalot fueron poemas hebreos místicos de la Edad Media basados en la imagen del palacio como símbolo de lo sagrado".

Contemplamos más de 60 palacios, con cuatro diosas errantes y su geografía de diverso orden –corroboramos–: nunca estuvieron en el mundo sino hasta ahora. Cada palacio ofrece la posibilidad de observar nuestro tiempo con una mente lúcida, sensible, capaz de concebir un amor poderoso que transforme con la sola caricia de la mirada o del corazón.

Así, la autora formula un libro iniciático, un texto revelador, una obra necesaria. Las vestiduras del palacio es un aprendizaje de la claridad, del conocimiento, de las extraordinarias percepciones: la senda donde contemplamos, palacio tras palacio, un saber que apunta a lo más elevado de nuestra creatividad y razonamiento.

Un palacio no es un castillo, aprenderemos. Un palacio es asunto de cuentos de hadas, descubrimos también. Un palacio es un espacio donde Hamlet languidece. O algo más...

  • POE005070 POESÍA > americano > hispanoamericano
  • DC
  • 800 Literatura y retórica > Generalidades > Literatura y retórica
  • Poesía
  1. Nombre
    • Angelina Muñiz Huberman (Autor)

    • Información de autor disponible próximamente.